Archivos de la categoría ‘Patagonia’

 

 
 
FARO PUNTA DELGADA
Hotel de Campo
Alojamiento del Turismo Rural de Argentina Destacado por Antiqua Natura desde 2008Acceso ruta provincial
Punta Delgada
Península Valdés – Chubut – Patagonia – Argentina
Tlf.: + 54 2965 458 444
Tlf.: + 54 9 2965 4 06304faro@puntadelgada.comhttp://www.puntadelgada.com

 

 
La Promoción Apertura de la temporada invernal:AVISTAJE DE BALLENAS EN PENÍNSULA DE VALDÉS
GRATIS
SÓLO EN FARO PUNTA DELGADA
3 Noches de alojamiento
DesayunoVisitas Guiadas a los Apostaderos de Elefantes Marinos

Cabalgatas Guiadas

Trekking por el Campo

Excursión en Land Rover Defender 4×4 dentro de la estancia

Observación Astronómica Nocturna

Recorrido en Mountan Bike

Observación de Fauna Esteparia

Acceso al Faro

Paseos en Bicicletas

Avistaje Embarcado de Ballenas

USD 570, por personas en base doble.
Menores de 12: USD 427 (en habitación ocupada solo por menores)

Válido desde 1 de julio al 31 de agosto de 2011

El Avistaje de Ballenas gratis es para dos por habitación, en embarcación regular con salida desde Puerto Pirámide, sin incluir el servicio de transporte terrestre hasta Puerto Pirámides.

Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina
 

 

  El 1 de julio, Faro Punta Delgada abrirá las puertas de su hotel de campo y con ellas las más maravillosas posibilidades de vivir a pleno la mayor aventura en la Península de Valdés.

En la misma época en que las ballenas francas comienzan a poblar las costas de la Patagonia, con una paseo embarcado de avistaje gratis, un regalo de apertura de temporada que podrá tomarse hasta el 30 de agosto de 2010.

Faro Punta Delgada tiene dispuesta su cálida recepción allí donde el paisaje del fin del mundo muestra su belleza infinita e indomable, donde la Patagonia seduce al foráneo con todo su esplendor.

Es éste un lugar donde su historia y su magia tienen referentes reales al por mayor. Su nombre viene dado, precisamente, por el faro que aún, con sus 100 años de existencia, llena de vida las noches solitarias de la costa atlántica, tal como lo hizo desde que fue instalado por la Armada Argentina.

Es de tener en cuenta que el hotel ha sido montado en las instalaciones que otrora fueron sede del casino de la marina nacional así como del Correo Argentino, donde ahora el huésped disfruta un pleno confort en 27 acogedoras habitaciones decoradas con sobriedad y con muy buen gusto, atendiendo a los detalles y necesidades de la estadía.

En un paisaje tan desolado contrasta también el pub de Faro Punta Delgada, un sitio donde se vive un ambiente ideal de encuentro, charla y diversión; tomar una cerveza, un whisky o un aperitivo, jugar al pool, las cartas o los dados, o compartir una partida de naipes, todo es una buena excusa para compartir las vivencias de la jornada o programar un mañana lleno de aventura y pasión.

En otro cuerpo se abre un elegante restaurante donde siempre habrá oportunidad de saborear la exclusividad del cordero patagónico preparado en variedad de técnicas, siempre con inspiración netamente casera.

Si el turista desea conocer un punto neurálgico de la gastronomía argentina, es este un buen sitio. Bien vale mencionar la carta de vinos y otros manjares elaborados con valoración por lo local.

Un punto que debe tenerse en cuenta a la hora de elegir el hospedaje es que Faro Punta Delgada cuenta con campos donde se ejecutan labores rurales portadoras de una experiencia única: salir al campo montado en uno de los caballos criollos  a presenciar la tarea ganadera de cría de ovejas, corderos, carneros y capones en estos inmensos paisajes esteparios es una vivencia que, de rigor,  debe tenerse.

Luego será preciso, si se quiere en la misma salida, bajar a la costa, presenciar los acantilados, observar las grutas e inmiscuirse en la entrañable vida que florece por donde se mire.

Quizás sea el momento ideal para tomar contacto con la única colonia continental de elefantes marinos a la que se pueda asistir. Si la experiencia acontece cuando el atardecer vuelve la vida en color de rosa, se habrá sido parte de uno de los espectáculos más nobles con que la naturaleza pueda agasajar a la percepción humana.

Vivir Valdés en Faro Punta Delgada: una experiencia exclusiva

Es de tener en cuenta que las ballenas, los pingüinos y las orcas buscan refugio en sitios alejados de la estancia, pero podrán avistarse con servicios especiales que pueden contratarse en Punta Delgada.

Por ejemplo, desde allí se podrá asistir a la Estancia San Lorenzo, que alberga una colonia de pingüinos de Magallanes con más de 120 mil individuos; el trayecto es magnífico pues también se pueden observar, en el camino, orcas y ballenas. Para éstas también hay salidas hasta Puerto Pirámides, donde también hay oportunidad para el buceo.

Otro episodio de Punta Delgada es la observación e interpretación de las estrellas.

El trekking panorámico forma parte de la vida que puede darse uno en este lugar. Seis kilómetros de playa en acantilados de hasta 70 metros, convierten al paseo en una vidriera de  belleza casi extravagante; si además la experiencia se hace con un guía especializado, se podrán observar los vestigios de los antiguos habitantes indígenas así como restos de animales que vivieron hace 20 millones de años.

Paseos 4×4, cabalgatas, buceo y observación de flora y fauna, forman parte del encanto que puede obtenerse de este Destacado de Antiqua Natura Argentina.

 

 
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
Faro Punta Delgada - Alojamiento en Península Valdés - Chubut  - Patagonia Argentina  
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   
   

Quien pueda regalarse la oportunidad de realizar un taller de reconexión con la naturaleza en Peuma Hue con Evelyn Hoter (Psicóloga y Coach Ontológica) puede empezar por sentirse un verdadero privilegiado porque tendrá en sus manos la herramienta más precisa para vivir mejor.

El objetivo final es una situación ontológica superior basada en la armonía. Para lograrlo se coordinarán acciones tendientes a revivir el amor, el poder y la sabiduría a partir del equilibrio entre la persona y la naturaleza.

En un lugar cargado de energía y con la guía excepcional d euna coordinadora experimentada, el taller brindará una orientación tendiente a expandir los sentimientos y ampliar la conciencia. Esta es la vía elegida por Hoter para trabajar las actitudes personales, un requisito básico para favorecer un cambio en las acciones y conductas. Con ese fundamento, que tiene acabadas raíces filosóficas, este taller que ayudará a mejorar la relación de los participantes con el mundo. Resultado final: equilibrio y armonía.

El taller de reconexión con la naturaleza consistirá en una serie de encuentros de reflexión, prácticas y ejercicios de conexión con los elementos de la naturaleza, todo coordinado por Evelyn Hoter.

Habrá dos clases de Yoga, un masaje relajante, un encuentro musical en el Templo Ecuménico, trekking, cabalgatas y remo en kayaks o duckies.

Reconectándose con la Naturaleza es el título que se ha dado a llamar a este programa de actividades que requiere al menos, pueden ser más, cuatro días de permanencia en el lugar, entonces los precios dependen básicamente del tipo de alojamiento que se elija.

Hasta el 30 de noviembre de 2010, los precios son los siguientes:

Por persona en habitación doble:

• Master Suite : $ 4500

• Junior Suite & Cabaña del Arroyo: $ 4080

• Superior o Cabaña de la Montaña para 4 huéspedes: $ 3680

• Standard : $ 3400

Por persona en habitación single:

• Master Suite: $ 6260

• Jr Suite & Cabaña del Arroyo: $ 5660

• Superior: $ 5030

• Standard: $ 4640

Ese precio incluye el Transfer in-out desde y hacia la estancia, todas las comidas basadas en la huerta orgánica (productos caseros, un menú delicioso, balanceado y saludable, jugos frescos. Las comidas serán vegetarianas, se puede agregar carne o pescado a pedido).

El cronograma es tentativo, ya que será modificado según las circunstancias y clima, aunque básicamente es el siguiente, contado por la propia coordinadora:

Día 1: Los buscaremos en el aeropuerto y ya en el camino podrán irse embebiendo del paisaje majestuoso del Parque Nacional. Check-in al llegar. Nos reuniremos para planear y enfocarnos en lo que será nuestra estadía. Primera caminata en el bosque. Cena deliciosa y encuentro para compartir nuestras primeras experiencias y expectativas.

Día 2: Después del desayuno, andaremos a caballo con nuestra guía “susurradora” de caballos, que nos enseñará a conectarnos con ellos. Almuerzo delicioso. Remo o caminata a cascadas a la tarde. Algunos tendrán masajes. Clase de Yoga para el grupo. Cena y encuentro de intercambio.

Día 3: Después del desayuno partiremos a una pequeña cumbre en el medio de la Divisoria de Aguas – donde las aguas se dividen hacia ambos océanos – haciendo algunos ejercicios y Yoga en lugares poderosos en el camino. Llevaremos picnic o almorzaremos al regreso. A la tarde tendremos un encuentro precioso de música en nuestro maravilloso Templo Ecuménico, con una acústica sublime. Algunos tendrán un masaje. Cena y encuentro.

Día 4: Después del desayuno, iremos a remar, caminar o a un paso en lancha con picnic, según las condiciones climáticas. Almuerzo y tarde solos para meditar, reflexionar o escribir. Clase de Yoga al final de la tarde. Cena y encuentro.

Día 5: Después del desayuno, reunión de cierre y meditación, previo a la partida”.

Un lugar perfecto para reencontrarse con la naturaleza

Más allá de que Evelyn Hoter sea la propietaria de la estancia donde dictará sus talleres, es de reconocer que Peuma Hue tiene unas particularidades que la hacen única para las personas que buscan conectarse con la naturaleza

La estancia conjuga un lugar de increíble belleza con un servicio atento a cada detalle. Y esto es posible ser llevado a cada plano: al servicio en las habitaciones, en la organización de actividades, en el diseño del menú gastronómico, en el descanso, todo rodeado de un entorno poderoso donde se percibe una energía muy especial.

La sanidad de los alimentos, su exquisito sabor, su presentación que es un verdadero halago; la amplia variedad de actividades que allí se realiza; la íntima relación con se tiene con los animales de la estancia, los elementos de la naturaleza omnipresentes y las personas del staff, llenos de alegría y buenos sentimientos.

La paz y energía de este lugar tiene sus efectos en los aspectos físicos, mentales, afectivos, sociales y espirituales de las personas, es un hecho que así acontezca entre quienes habitualmente tienen aquí sus días de descanso y aventura.

Para más info:

Talleres de conexión en Estancia Peuma Hue

Estancia Peuma Hue en Antiqua Natura Argentina

La Promoción Apertura de la temporada invernal:

AVISTAJE DE BALLENAS EN PENÍNSULA DE VALDÉS GRATIS

SÓLO EN FARO PUNTA DELGADA


3 Noches de alojamiento – Desayuno y Cenas a la Carta – Visitas Guiadas a los Apostaderos de Elefantes Marinos – Cabalgatas Guiadas – Trekking por el Campo – Excursión en Land Rover Defender 4×4 dentro de la estancia – Observación Astronómica Nocturna – Observación de Fauna Esteparia – Acceso al Faro – Paseos en Bicicletas –  Avistaje Embarcado de Ballenas

USD 309, por personas en base doble.

Menores de 12: USD 231 (en habitación ocupada solo por menores)

Válido desde 1 de julio al 31 de agosto de 2010

El Avistaje de Ballenas gratis es para dos por habitación, en embarcación regular con salida desde Puerto Pirámide, sin incluir el servicio de transporte terrestre hasta Puerto Pirámides.

El 1 de julio, Faro Punta Delgada abrirá las puertas de su hotel de campo y con ellas las más maravillosas posibilidades de vivir a pleno la mayor aventura en la Península de Valdés.

En la misma época en que las ballenas francas comienzan a poblar las costas de la Patagonia, con una paseo embarcado de avistaje gratis, un regalo de apertura de temporada que podrá tomarse hasta el 30 de agosto de 2010.

Faro Punta Delgada tiene dispuesta su cálida recepción allí donde el paisaje del fin del mundo muestra su belleza infinita e indomable, donde la Patagonia seduce al foráneo con todo su esplendor.

Es éste un lugar donde su historia y su magia tienen referentes reales al por mayor. Su nombre viene dado, precisamente, por el faro que aún, con sus 100 años de existencia, llena de vida las noches solitarias de la costa atlántica, tal como lo hizo desde que fue instalado por la Armada Argentina.

Es de tener en cuenta que el hotel ha sido montado en las instalaciones que otrora fueron sede del casino de la marina nacional así como del Correo Argentino, donde ahora el huésped disfruta un pleno confort en 27 acogedoras habitaciones decoradas con sobriedad y con muy buen gusto, atendiendo a los detalles y necesidades de la estadía.

En un paisaje tan desolado contrasta también el pub de Faro Punta Delgada, un sitio donde se vive un ambiente ideal de encuentro, charla y diversión; tomar una cerveza, un whisky o un aperitivo, jugar al pool, las cartas o los dados, o compartir una partida de naipes, todo es una buena excusa para compartir las vivencias de la jornada o programar un mañana lleno de aventura y pasión.

En otro cuerpo se abre un elegante restaurante donde siempre habrá oportunidad de saborear la exclusividad del cordero patagónico preparado en variedad de técnicas, siempre con inspiración netamente casera.

Si el turista desea conocer un punto neurálgico de la gastronomía argentina, es este un buen sitio. Bien vale mencionar la carta de vinos y otros manjares elaborados con valoración por lo local.

Un punto que debe tenerse en cuenta a la hora de elegir el hospedaje es que Faro Punta Delgada cuenta con campos donde se ejecutan labores rurales portadoras de una experiencia única: salir al campo montado en uno de los caballos criollos a presenciar la tarea ganadera de cría de ovejas, corderos, carneros y capones en estos inmensos paisajes esteparios es una vivencia que, de rigor, debe tenerse.

Luego será preciso, si se quiere en la misma salida, bajar a la costa, presenciar los acantilados, observar las grutas e inmiscuirse en la entrañable vida que florece por donde se mire.

Quizás sea el momento ideal para tomar contacto con la única colonia continental de elefantes marinos a la que se pueda asistir. Si la experiencia acontece cuando el atardecer vuelve la vida en color de rosa, se habrá sido parte de uno de los espectáculos más nobles con que la naturaleza pueda agasajar a la percepción humana.

Vivir Valdés en Faro Punta Delgada: una experiencia exclusiva

Es de tener en cuenta que las ballenas, los pingüinos y las orcas buscan refugio en sitios alejados de la estancia, pero podrán avistarse con servicios especiales que pueden contratarse en Punta Delgada.

Por ejemplo, desde allí se podrá asistir a la Estancia San Lorenzo, que alberga una colonia de pingüinos de Magallanes con más de 120 mil individuos; el trayecto es magnífico pues también se pueden observar, en el camino, orcas y ballenas. Para éstas también hay salidas hasta Puerto Pirámides, donde también hay oportunidad para el buceo.

Otro episodio de Punta Delgada es la observación e interpretación de las estrellas.

El trekking panorámico forma parte de la vida que puede darse uno en este lugar. Seis kilómetros de playa en acantilados de hasta 70 metros, convierten al paseo en una vidriera de belleza casi extravagante; si además la experiencia se hace con un guía especializado, se podrán observar los vestigios de los antiguos habitantes indígenas así como restos de animales que vivieron hace 20 millones de años.

Paseos 4×4, cabalgatas, buceo y observación de flora y fauna, forman parte del encanto que puede obtenerse de este Destacado de Antiqua Natura Argentina.

Para más info:

Faro Punta Delgada en Hideout Argentina

Faro Punta Delgada en Antiqua Natura Argentina

Catorce cabañas de uno y tres dormitorios forman parte del complejo Rayen Hue que además cuenta con un sector especialmente destinado a los niños, con sus correspondientes juegos infantiles, parrillas, un puesto de seguridad y una amplia zona de estacionamiento.

A 15 minutos del centro comercial de ESQUEL, en la Comarca de Los Alerces puerta de entrada al Parque Nacional Los Alerces, Rayen Hue se muestra como el lugar ideal para alojarse ante los ojos de quienes buscan disfrutar uno de los mayores atractivos de la Patagonia argentina.

A ellos se les ofrece seguridad, tranquilidad, intimidad, confort y muy buenos servicios.

Las cabañas han sido construidas con materiales autóctonos, muestran una equilibrada distribución de ambientes y se diseñaron con muy buen gusto sobre un predio totalmente parquizado que llena de belleza un entorno que de por sí es paisajístico.

Las cabañas de tres dormitorios se disponen en dos plantas; abajo tienen un dormitorio, el baño, la cocina y el living comedor. Están completamente equipadas para comer cómodamente. La planta superior cuenta con dos dormitorios más. La capacidad es de seis personas aunque pudieran cabe cómodamente dos extras.

Las cabañas de un dormitorio, tienen cama matrimonial, baño, cocina y living comedor, estando también totalmente equipadas para cuatro personas como máximo.

Todas cuentan con televisor color con control remoto y cable, teléfono con discado directo nacional e internacional, heladera, calefacción de control individual, ropa blanca y servicio de mucamas dos veces al día.

La capacidad total del complejo es de 80 personas, hasta un máximo de 105 personas.

Tiene un acogedor desayunador donde comenzar cada jornada con un alimento nutritivo y variado.

El complejo se encuentra vallado con rejas y oficina de seguridad para garantizar una estadía tranquila.

Se aceptan tarjetas de débito y crédito Visa, Master Card y Patagonia 365.

Vale tener en cuenta que las cabañas pueden alquilarse o bien comprarse por temporadas bajo el sistema de semanas fijas, algo muy conveniente y atractivo para quienes buscan cerrar un buen negocio turístico o para los más gustosos del ski y la naturaleza.

Para más info:

Cabañas Rayen en Hideout Argentina

Cabañas Rayen en Antiqua Natura Argentina

Bahía Bustamante pone a disposición de sus huéspedes una propuesta turística ocurrente, osada, completa y cautivante.

En las costas de Chubut, entre Comodoro Rivadavia y Trelew, sobre la costa norte del Golfo San Jorge, 80 mil hectáreas de tierras con 70 Km. de costa con una biodiversidad asombrosa, un bosque petrificado de 65 millones de años, vestigios de la civilización tehuelche, producción agropecuaria, cultivo de mejillones y recolección de algas: Son esos algunos de los episodios que pueden vivirse en este apartado de la Patagonia argentina.

Bahía Bustamante sorprende desde el momento mismo en que se sabe de ella, ¿o de él? . Es que Bahía Bustamante es un pueblo que, a la vez, es una estancia. Y viceversa, es una estancia que, a la vez es un pueblo. A los efectos expresivos, la realidad admite cualquiera de las dos acepciones.

Es una estancia patagónica que tiene vida de pueblo y abrió al turismo la posibilidad de un exclusivo alojamiento dispensado en seis casas ubicadas tras una calle costara. Al frente, el océano Atlántico Sur; atrás, la maravillosa estepa y su inagotable diversidad.

Paisajes deslumbrantes, pingüineras, apostaderos de lobos marinos y una buena variedad de aves combinan perfectamente con la vida productiva de este pueblo dedicado a la producción alguera, el cultivo de mejillones y la ganadería ovina, sustentos de vida para medio centenar de lugareños.

Las casas han reciclado valorando la comodidad y el confort. Hay capacidad para 16 personas. Cuentan con 2 habitaciones dobles, baño completo, living, cocina, calefacción, agua caliente y terraza con vista al océano.

Se brinda pensión completa en la antigua proveeduría, ahora reacondicionada, donde se ofrecen menús basados en la gastronomía local, en la cual no faltan las algas marinas, deliciosos pescados, mariscos, la carne de guanaco y, claro está, el famoso cordero patagónico.

Nada mejor que las palabras de uno de los dueños de Bahía Bustamante, Matías Soriano, quien comparte la belleza de su propiedad con su hermano Gonzalo, para garantizar la esencia de lo que encontrarán los huéspedes:

“70.000 hectáreas de campos y 70 kilómetros de costa exclusivamente para ellos, donde van a estar con toda la fauna que nos rodea, sin alambrados, el bosque en estado absolutamente virgen, playas de arenas blancas donde contrastan hermosas rocas coloradas y un mar infinitamente azul; de noche el cielo austral se brinda intensamente estrellado, un efecto que se refuerza cuando apagamos la luz. Per eso incorporamos un telescopio astronómico. No se van a cruzar con otra camioneta con turistas, sólo los huéspedes de Bahía Bustamante tienen a disposición estos recursos. Simplemente damos a quienes nos visitan la posibilidad de vivir lo que nosotros hacíamos en nuestra infancia. Créanme que es un paraíso”.

Estancia Bahía Bustamante

Esta vieja estancia se ubica sobre el kilómetro 1674 de la RN 3, 90 Km. al sur de Camarones, entre Comodoro Rivadavia y Trelew.

Ofrece alojamiento en seis casas completamente recicladas, ubicadas sobre la costa, con 2 habitaciones dobles, baño completo, living, cocina, calefacción, agua caliente y terraza.

Se brinda pensión es completa en la Proveeduría donde ofrecen menús basados en las algas marinas, pescados, mariscos y cordero patagónico.

Allí también funciona la Pulpería con pool, ping-pong, metegol y sapo, mientras que el Bar & Living invita a la lectura y la contemplación del mar a través de grandes ventanales, al resguardo del viento.

Una biblioteca contiene los trabajos que año a año van dejando los biólogos. En la barra se sirven tragos para acompañar campeonatos de truco o poker que a veces se extienden a altas horas de la noche.

Hay cabalgatas, mountain bike, trekking, birdwatching, pesca, tareas rurales de cría ovina, observación de fauna, excursiones a las estancias vecinas, paseos de observación de ballenas y reconocimiento de los bosques petrificados.

Se realiza un cabal conocimiento de las tareas de cultivo del mejillón y de las algas marinas.

Pueblo & Estancia

Bahía Bustamante es una estancia porque es una unidad productiva. Y es pueblo porque en ella viven y trabajan personas. Allí la gente se dedica a la producción de algas marinas. Y se jactan, orgullosos, de ser el único pueblo alguero del mundo. Los huéspedes pueden compartir esta actividad. Es especialmente motivante el paseo en lancha sobre las praderas de algas marinas cruzando embarcaciones dedicadas a la cosecha de estos productos.

También se producen varios tipos de gomas y lo que es toda una tracción es el cultivo del mejillón del plata de altísima calidad ya que se utiliza el método de línea superficial que asegura un bivalvo de buen tamaño y muy limpio compitiendo muy bien con los mejores importados. Además, las cualidades sanitarias son únicas porque el centro urbano más cercano a la cría está a unos 200 kilómetros.

Similar ecuación puede realizarse en cuanto a la cría del cordero patagónico, animales que pastan en un medio orgánico descontaminado asegurándose una calidad de carne de reconocimiento internacional. En Bahía Bustamnte han contratado genetistas y productores australianos y se han incorporado reproductores de las principales cabañas productoras de Soft Rowling Skin que complementa con la producción de lana.

Para más info:

Estancia Bahía Bustamante en Hideout Argentina

Estancia Bahía Bustamante en Antiqua Natura Argentina

Para más información:

Estancia Peuma Hue en Hideout Argentina

Estancia Peuma Hue en Antiqua Natura Argentina

A 29 kilómetros de la localidad de Comandante Luis Piedra Buena y muy cerca del río Santa Cruz, Hostería Estancia Monte León recibe al viajero en una preciosa casona de estilo patagónico, con ambiente cálido y hospitalario.

Allí pueden aprovecharse oportunidades de pesca de trucha steelhead en el río Santa Cruz , visitar una pingüinera con 70 mil parejas nidificantes; explorar fósiles con millones de años; investigar testimonios de una cultura milenaria; practicar birdwatching y conocer acerca de la historia de una típica estancia patagónica convertida en parque nacional.

Este Alojamiento Destacado por Antiqua Natura en Argentina está en el Parque Nacional Costero Monte León, una geografía bordeada por el Atlántico Sur, al este, y la Cordillera de Los Andes, al oeste; entre rutas que conectan al Glaciar Perito Moreno, Cabo Vírgenes y el Estrecho de Magallanes.

Alta Hospitalidad en Patagonia

Con aires que remiten a la Gran Bretaña rural y elegante simplicidad, Monte León dispone de amplias habitaciones, todas perfectamente calefaccionadas y decoradas con simple y muy buen gusto.

Un acogedor living-room es el corazón de esta casona integrada, además, por un luminoso “drawing room”, una amplia cocina, un salón comedor, una sala de estar con chimenea, dos grandes baños con bañera y un escritorio.

Perfectamente reciclada sin perder su originalidad de principios del S. XX, la hostería ofrece permanentes momentos de relax y confort. Se dice que su biblioteca es la más completa a la hora de buscar textos sobre Patagonia. Cualquier viajero enriquecerá su experiencia si dedica un tiempo a la lectura acerca de historia y naturaleza del lugar.

La gastronomía casera y refinada es un placer siempre presente en Monte León. Los productos frescos de la huerta llegan a la mesa trabajados con técnica, sabiduría, y extraordinaria presentación deleitando la vista y el paladar. Pastas caseras, cordero con ciruelas y jalea de manzana y menta, flanes y guindas en almíbar cosechadas de un cercano bosque de wild cherries son apenas un pincelazo de la obra de arte que es la cocina orgánica de la hostería.

La Patagonia Austral al alcance de tu mano

Estancia Monte León tiene un entorno privilegiado: el primer Parque Nacional Costero de Argentina, con 60 mil hectáreas de estepa y 40 kilómetros de costa. El litoral marítimo queda al alcance de la mano. Islas, acantilados y bahías conforman un escenario naturalmente bello y cautivante. Frecuentemente pueden avistarse lobos marinos de un pelo, y a pocos kilómetros, está una de las pingüineras más grandes de Argentina.

Este es un lugar especial para los amantes de la flora y la fauna. A los mamíferos, como lobos y zorros esteparios, e invertebrados que pueden verse, hay que sumarle una increíble cantidad de aves: gaviotas, cisnes, halcones, martinetas, calandrias, águilas, ñandúes, canasteros, bandurrias, cauquenes, petreles y cormoranes.

Si bien desde Monte León se pueden conocer bellezas como el Glaciar Perito Moreno (250 km. por la R.9), la Reserva Península de San Julián, la Isla Pavón, del Río Santa Cruz, y Cabo Vírgenes, desde donde puede divisarse el Estrecho de Magallanes y Tierra del Fuego, en las inmediaciones mismas de la hostería hay mucho por recorrer.

La riqueza cultural también está presente en este lugar habitado originariamente por el pueblo Chonque, aborígenes cazadores-recolectores que supieron desarrollar eficaces técnicas para sobrevivir a las inclemencias de la Patagonia. Se ha comprobado que el área de Monte León ha albergado a distintos grupos humanos desde hace no menos de 8.000 años.

Al bajar la marea pueden observarse restos fósiles de cangrejos, ostras y bivalvos de hace millones de años, como así también de grandes mamíferos pleistocénicos. Es probable que los primeros habitantes humanos del área hayan convivido con armadillos y perezosos gigantes.

Caminar en la playa con marea baja y llegar a la isla acantilada de enfrente es también un programa. Un viaje completo. Una experiencia en la vida.

Para más información:

Hostería Monte León en Antiqua Natura Argentina

Hostería Monte León en Hideout Argentina