Posts etiquetados ‘mendoza’

Apoyando la noble iniciativa de Casa Vinícola Conalbi Grinberg junto al Consulado de Chile en Mendoza, Hideout invita a la exposición de la prominente y talentosa artista Haydeé Peña y Lillo, quien ha sabido dar expresión el alma del vino con la técnica de la acuarela.

Haydée Peña y Lillo nació en Mendoza en 1944. Actualmente sus obras se encuentran en colecciones privadas de Argentina, París, Madrid, Canarias, Chile y Estados Unidos.

Tras cursar en Artes Plásticas en la Escuela de Bellas Artes de la Universidad Nacional de Cuyo, participó en numerosas muestras colectivas e individuales, entre las cuales pueden mencionarse las siguientes:

– Salones Provinciales del Consejo Profesional de Ciencias Económicas.

– Premio de Acuarela en el Salón Provincial de Vendimia 1994.

– Museo Provincial de Bellas Artes Emiliano Guiñazú A Casa de Fader A

– Salón Avon en el Arte 1995.

– Exposición de pintura mural en Casa Andina 1995 (Feria de Arte Decorativa).

– Mención en Salón Provincial Consejo Profesional 1997.

– Mural pintura sobre cerámicos Iglesia Asunción de la Virgen.

– Mural Virgen colegio Los Olivos.

– Mural Bodega Lagarde S.A.

– Mural Parroquia Fundación Gracias a Dios

– Exposición Fundación Auge.

– Sus obras se encuentran en colecciones privadas en Argentina, Paris, Madrid, Canarias, Chile, y Estados Unidos de Norte América

Dijo sobre ella el diario Los Andes de Mendoza:

“A través de una variada temática que no cae en reiteraciones, Haydee Peña y Lillo descubre con su pincel, acuarelas y murales, las recetas de la pintura. El espíritu que encierra su obra es la permanente búsqueda de una concreta individualidad.

En sus creaciones coexisten el paisaje interior y exterior en un despliegue de espacios, buscando el movimiento equilibrado de los temas utilizados, donde mágicamente se proyectan ante los ojos del espectador cristalinos reflejos. Su obra es de excelente calidad y magnetismo”.

A continuación algunas de las obras de esta muestra:

Para más información sobre el eventos visita: Hideout Argentina

Si quieres saber más sobre Casa Vinícola Conalbi Grinberg:

Casa Vinícola Conalbi Grinberg en Hideout Argentina

Casa Vinícola Conalbi Grinberg en Antiqua Natura Argentina

Bajo nuestro lema “Alojamientos con alma” se publicó el aviso a página completa en Revista Lugares en su edición del mes de diciembre 2009. Participaron en esta ocasión:

Estancia Yapeyú

Hostal Ca’ Montana

Bambú River Lodge

Posada La Escondida

Puerto Paraíso Lodge

Posada de la laguna

Cabañas Puerto Luna

Haras Rancho Lodge

Posada San Andrés

Estancia La Plegaria

Rincón del mar

Cabañas Río Mendoza

El descanso de las vacaciones es un premio que merece la familia completa, incluida la mascota. Te mostramos algunos de los alojamientos “pet friendly” de Hideout, consulta a su propietario sobre las condiciones de la prestación.

Vacaciones con Mascotas en el Valle de Uco. Mendoza Posada del Monje

Posada del Monje, un Destacado en Argentina por Antiqua Natura, es un precioso alojamiento de campo que recibe al pasajero en un antiguo monasterio del S. XVIII restaurado con respeto a la originalidad arquitectónica de aires coloniales.

En San Carlos, adueñándose del encanto que caracteriza al Valle de Uco, abriga a sus huéspedes con confort disponiéndoles una completa hospitalidad nutrida de elegancia y excelentes servicios.

Con la cordillera de Los Andes y un magnífico parque como entorno, Posada del Monje ofrece a sus visitantes una completa agenda de actividades para vivir Mendoza a pleno.

Desde las visitas a las bodegas, viñedos y viejos bares de la zona, a las cabalgatas por las montañas y sus planes de esquí en Las Leñas, en Posada del Monje se puede abordar este increíble destino sudamericano en todos sus matices.

La Posada del Monje cultiva su propia granja orgánica. Allí se cosechan frutas y verduras que llegan al plato del comensal bajo las variadas formas de la gastronomía casera. Una carta con platos regionales e internacionales deleita a los paladares con especialidades en pastas caseras, truchas y carnes de ciervo y jabalí.

Un punto que marca diferencia es el zoológico del hotel, toda una atracción para grandes y chicos. Hay llamas, jabalíes, ñandúes, ovejas somalíes y diversos animales de granja, muy mansos, como cerdos, gansos, patos, caballos y vacas con cría. para el disfrute de los visitantes.

Los amantes de la aventura deberán saber que se organizan excursiones de rafting, trekking, kayaking, mountain biking, pesca y cabalgatas. Se pueden hacer salidas de día entero con asado criollo incluido.

Y para sumergirse en la cultura cuyana y argentina, se pueden pedir lecciones de polo y de tango, degustar exquisitos vinos y para quien desee un acercamiento urbano, habrá siempre la posibilidad de visitar la ciudad de Mendoza, sus bares, discotecas y centros de compra.

Con todo, Posada del Monje ofrece llevarse Mendoza en los recuerdos para no olvidarse nunca jamás de un viaje lleno de emociones.

Para culminar una jornada plena, siempre habrá un momento para unos buenos masajes relajantes. Todo un placer.

Para más info:  Posada del Monje en Hideout Argentina

Cabañas de Luján: Descansando al aire libre en Huellas de la Naturaleza

Ubicado a un kilómetro de la ciudad de Luján, el predio es especialmente tenido en cuenta por las familias y contingentes dispuestos a vivir unas divertidas jornadas siguiendo las Huellas de la Naturaleza.

Un atardecer de mate frente la laguna mientras las aves buscan refugio, recibir las primeras estrellas junto a las lechuzas y organizar una jornada de deportes, recreación y caminatas interpretativas o participar de los juegos entre los que nunca faltan los tiros de boleadoras, son solo momentos que sorprenden gratamente a los visitantes.

Huellas de la Naturaleza es un campo recreativo de 10 hectáreas donde poder descansar, recrearse o celebrar un acontecimiento especial.

En el marco de un predio de añeja arboleda se ofrece alojamiento en cabañas. Las instalaciones incluyen camping y picnic, quinchos y salas multiuso, hornos de barro, fogones y parrillas, juegos infantiles, canchas de fútbol y voley y granja

Un atractivo bosque mitológico se presenta como escenario ideal para comprender mitos y leyendas argentinas a la vez que un área natura de reserva donde observar la fauna y la flora típicas del pastizal pampeano local.

Se realizan diferentes actividades didácticas para los grupos organizadas con un temario que incluye una visita guiada de interpretación de la naturaleza, aprender a observar aves, caminata nocturna con avistaje de lechuzas, práctica de tiro a la boleadora, visita guiada al parque mitológico y un divertido taller para aprender a hacer pizza.

Se ofrece alojamiento en seis cabañas con baño privado ubicadas en un sector poblado por nogales especialmente apta para las familias.

Para los contingentes también se ofrecen los “dormis”, otras seis cabañas dispuestas para dormitorio, sin baño privado, que complementan a la actividad de campamentismo.

Para quienes concurren con carpa se disponen dos zonas, una con electricidad, otra sin, de acuerdo a los intereses de cada quien. Se puede contratar servicio de comida, mozo y vajilla.

Para más info: Huellas de la Naturaleza en Hideout Argentina

Estancia Las Cañitas: viñedos en el valle de Calamuchita

Surcada por dos ríos, cinco arroyos y 15 vertientes, en sus 1300 hectáreas de sierras, la estancia presenta el mejor escenario para vivir a pleno una geografía cautivante en un enclave de magnífica belleza, entre la afamada localidad de La Cumbrecita y Villa Berna, a escasos kilómetros de Villa General Belgrano, el corazón del valle de Calamuchita.

Allí se pueden presenciar las labores productivas de cría del ganado ovino y del cultivo de vides provenientes de los mejores clones franceses.

El paisaje con bosques, lomas, posones de aguas cristalinas, eternas cascadas estimulan la práctica de variadas actividades al aire libre. Senderismo, pesca de truchas, mountaine bike y cabalgatas forman parte de un menú que está a la carta cada día.

Quienes gustan de la contemplación de la naturaleza, tendrán a mano poblados bosques de abedules, liquidámbares, cedros, pinos y robles donde pastan ovejas y donde es posible cruzarse con liebres, zorrinos, vizcachas y zorros silvestres.

Mirando arriba suele ser habitual la presencia del cóndor así como diferentes ejemplares de las 400 especies aves que vuelan sobre los cielos de la provincia de Córdoba.

Once preciosas cañas de confortable arquitectura son la base del alojamiento que ofrece Estancia Las Cañitas a sus huéspedes. Todas poseen hidromasaje con espectaculares vistas, una sofisticación al servicio del bienestar.

Una agradable decoración despierta la conjunción de piedra y madera además de un conjunto único de muebles artesanales realizados por manos locales a partir de troncos y maderos talados en el mismo predio.

Para más info: Estancia Las Cañitas en Hideout Argentina

Más sobre Alojamientos Pet Friendly: Viajes con mascotas en Hideout Argentina

*Por Luis Pablo Conalbi Peña y Lillo

La Vid y el vino, nos ofrecen un maravilloso aporte histórico-cultural que nos permite dar cuenta y acreditar los factores que incidieron en una identidad que hoy distingue a una provincia como Mendoza y la impulsa al desarrollo y a pelear por un lugar en este mundo globalizado.

Aprendí a venerar la vid, admirando desde muy chico su rol generoso en la prosperidad

Material, y en la evolución social de Mendoza, a la cual estoy enraizado. Lo único que tenia para dar era sol, un suelo sin igual y caudal de agua cristalina bajando de los Andes, desarrollándola sana para producir en cantidad y calidad optima. Por lo demás la sabemos profundamente arraigada en el corazón de los mendocinos, por que simboliza sus esperanzas y el patrimonio del bienestar común, brindando la posibilidad de mostrarla a la admiración de los de acá y el resto del mundo.

Estas cepas, que dieron origen a esta actividad, luego convertida en industria, fueron traídas por los españoles. Llegando al Virreinato del Perú, y luego pasando por la Capitanía General de Chile, se arraigan en Mendoza. A estas, se las conoce como criollas y fueron ellas las que por siglos rebalsaron los lagares mendocinos con su abundante producción, e hicieron paulatinamente de Mendoza una zona vitivinícola por excelencia.

Puede afirmarse que los primeros viñedos mendocinos se formaron a la vera de los conventos y que en la vecindad de sus claustros solariegos, nacieron las primeras bodegas y destilerías. Fueron sus principales precursores los clérigos, el elenco más ilustrado de la colonización.

La vida de Cuyo se forjó bajo la sombra de estas vides. Encontrándolas en forma de parrales dándole fresca sombra a los patios cuyanos, o plantadas perdiéndose en el horizonte.

El vino se convirtió en la bebida más preciada, en una tierra donde la lluvia era escasa, y el agua para beber dudosa. El vino era higiene, sanidad asegurada. Ya no se trataba de que fuera una bebida para clases altas, y era infaltable en la mesa de cualquier mendocino. Hasta la familia más sencilla tendría su parral, para poder elaborar su vino en casa. De esta manera, el vino, formara parte de la dieta diaria.

Luego, con la modernidad, fueron reemplazadas por las llamadas cepas gringas, vides provenientes de las zonas de Borgoña, Burdeos, la Champagne, regiones italianas y otras regiones europeas. La industria comienza un camino de modernización y refinamiento. Con el correr del tiempo, esta se convirtió en sustento económico de muchas familias, permitiendo la capitalización, la proyección y construcción de obras hidráulicas importantísimas, que permitirían ampliar y mejorar la calidad de los cultivos.

Deja de ser una simple bebida y se transforma en un alimento; descubriendo hoy sus bondades como antioxidante y sus beneficios para problemas cardíacos. En la actualidad, muchos hoteles y spa de lujo utilizan su materia prima para tratamientos relacionados con la salud y el tratamiento holístico.

Una mesa sin vino, seguirá siendo lúgubre como un día sin sol, pero se puede vivir sin vino, aunque se viva desgraciadamente.

El Génesis nos habla del origen divino de la vid, al situar la viña del Señor en el paraíso terrenal. Desde un principio el vino se encuentra con nosotros y transitó junto al hombre en todas sus conquistas, alentando tropas, celebrando, alimentando, inspirando, prediciendo a través de la voz de los profetas, y a veces envenenando.

Noé la salva de la devastación diluviana amparándola en su arca.

El correr de la historia evidencia que la vid es la planta más humana y más codiciada por el hombre desde todos los tiempo. Precisamente por la utilidad de su fruto que nos proporciona el mejor de los alimentos y la más sana y mística de las bebidas.

De allí, que la vid fuese siempre la elegida por los conquistadores, para llevarla consigo y arraigarla junto a sus conquistas y fundaciones, venciendo, en algunos casos, a las condiciones más adversas

Luego, el vino será quien haga de embajador y acompañará el desarrollo sociocultural de aquella comarca. La fama de los grandes vinos junto a los hombres y su historia, lo consagran imperecedero por su condición de la mejor de las bebidas y por sobre todo, por ser el más reconfortante de los alimentos del espíritu.

Nadie en lo terrenal supero la jerarquía mística de la vid y el vino.

Todos los hechos relacionados con la historia del vino han sido inspiradores, e interpretados por los más variados artistas de todos los tiempos, en concepciones líricas, literarias, pictóricas y escultóricas.

Jamás hubo un poeta enemigo del vino, ni creo que lo haya habido. No nos extrañemos encontrar el vino junto a cada paso dado por el hombre; en la mesa de todos los días, celebraciones importantes, o en la soledad e intimidad de nuestra alma.

El vino es la obra admirable del sol, de la tierra y finalmente del hombre. Un gran vino solo se obtiene de zonas con luz radiante y suelos con buen drenaje como Mendoza.

Ningún otro cultivo, pudo ofrecerle a la tierra, el aprovechamiento optimo de los ríos de la cordillera de los Andes, por medio de obras hidráulicas fantásticas construidas en épocas donde la imaginación y las ganas, eran la herramienta más valiosa; claro que el vino compensó con creses la inversión realizada.

Esta magnífica conquista lograda a base de sacrificios y afanes de distintas generaciones, trajo prosperidad, y algo único, nuestra identidad. Esto nos identificará dentro de un mundo en permanente ebullición y fuertes vientos de cambio.

Conalbi Grinberg Casa Vinícola en Antiqua Natura Argentina

Conalbi Grinberg Casa Vinícola en Hideout Argentina

Conalbi Grinberg: la exclusividad de una casa vinícola mendocina